6 rituales simbólicos para tu ceremonia | Todoboda.com
×
¿Qué estás buscando?
< Volver al blog

6 rituales simbólicos para tu ceremonia

6 rituales simbólicos para tu ceremonia
Cada vez son más frecuentes las bodas con ceremonias no religiosas. Si este es tu caso y has optado por realizar una ceremonia civil o realizar la celebración con vuestro círculo de familiares y amigos otro día distinto al de la firma en el registro, no pierdas detalle de cómo organizar una ceremonia alternativa y original mediante un ritual simbólico.

Sin duda, será una opción más emotiva y personalizada que simplemente escuchar la lectura del código civil y recitar los votos matrimoniales; y dejarás a vuestros invitados sorprendidos realizando alguno de estos estos singulares rituales para sellar vuestro amor eterno y sin connotaciones religiosas. 

Ritual de la Arena

Parece ser que en los últimos años este ritual se ha empezado a poner de moda ya que es una ceremonia bastante llamativa y colorida.

Su origen no es claro ya que algunas fuentes hablan de su procedencia hebrea donde los novios realizaban el “pacto de la sal”, mezclándola en el suelo e impidiendo así que se pudiera separar y sellando así su amor.

Otras fuentes aseguran que proviene de una tradición hawaiana donde los novios intercambiaban arena de las distintas playas donde provenían sus familias.

Sea como fuere, hoy en día este ritual se puede realizar de manera muy sencilla. Solo necesitáis dos recipientes con arena de colores distintos (los que más os guste a cada uno) que simbolizan la vida individual de cada uno y su pasado. 

Mediante unos votos o palabras especiales que queráis pronunciar, iréis echando la arena en un recipiente más grande, donde esta se mezclará, juntándose así y simbolizando un futuro juntos y la unión eterna.

Ritual de la Plantación

Este bonito y ecológico ritual puede realizarse en el momento de la ceremonia que se prefiera, durante los votos o después del intercambio de anillos.

Consiste en plantar un esqueje o semilla de la flor o árbol que más os guste. El día de la ceremonia lo podéis plantar directamente en la naturaleza si tenéis la oportunidad de realizar una boda al aire libre, o si no, también se puede plantar en una maceta. 

Más adelante ya lo trasplantareis a un lugar que elijáis los dos donde os transmita paz y podáis ir a visitarlo, recordando así la unión de la familia que estáis construyendo, el trabajo en equipo y el cuidado constante que se merece.

Ritual de la plantación en bodas

Ritual de los 4 elementos

Este ritual es una buena opción para realizar vuestra ceremonia al aire libre, rodeado de naturaleza. En el altar se representarán los 4 elementos esenciales y será un chamán el encargado de oficiar la ceremonia

Por ejemplo, el aire se simbolizará con un incienso que se quemará durante el ritual, el agua se puede simbolizar con una jarra o fuente, la tierra con minerales y el fuego con una vela o pequeña hoguera.

Ritual Celta

Este antiguo ritual tiene su origen en Irlanda, Escocia y Galicia. Simboliza la unión de las almas, donde éstas se duplican y tienen más fuerzas para afrontar las adversidades de la vida en pareja.

Se realiza también al aire libre, con un altar ubicado hacia el norte con cuatro velas indicando los cuatro puntos cardinales. El oficiante unirá las manos de ambos cónyuges de derecha a izquierda formando un ocho, con un nudo que se atará simbolizando la eternidad y los novios realizarán un juramento. 

Al finalizar deben desatarse las manos teniendo la precaución de no deshacer el nudo y entonces se entregarán los anillos.

Ritual del Vino

Para los amantes del vino, este puede ser el ritual idóneo. Es parecido al ritual de la arena, pero en esta ocasión uno de los novios portará una copa con vino blanco y el otro una copa con vino tinto. Ambos mezclaréis las dos copas en un recipiente más grande y beberéis de la mezcla simbolizando así vuestra unión eterna.


Ritual del Hilo Rojo

Proviene de una ancestral leyenda japonesa donde cuenta que las parejas predestinadas a conocerse están unidas por un hilo rojo invisible que va desde el dedo meñique hasta el corazón, pasando por una arteria. Este hilo que conecta a la pareja, durante el paso de los años se puede enredar, dar de sí, estirar… pero nunca se puede romper, simbolizando así la unión eterna.

Es por eso que en este ritual se ata los dedos meñiques de los novios mediante un hilo rojo y éstos van caminando el uno hacia el otro hasta juntarse, enrollando el hilo rojo que les une. 

Durante este proceso, cada uno puedo ir leyendo sus votos o palabras especiales para recitar en este momento tan emotivo.

¿Y si no me encaja ningún ritual?

Si aún con todas estas ideas no hay ningún ritual que te convenza, o que se amolde a vuestras necesidades, siempre podéis ponerle imaginación al asunto e inventar vuestro propio ritual. 

Os aconsejamos que penséis la idea conjuntamente, teniendo en cuenta vuestras preferencias. Así seguro que unido a las ganas e ilusión por celebrar el día de vuestro enlace, será un éxito asegurado. 

Algunos ejemplos podrían ser lanzar globos al aire mientras recitáis vuestros votos, pintar un lienzo conjunto o porque no, cantar vuestra propia canción delante de vuestros invitados… ¡Seguro que los dejaréis a todos asombrados!


Última actualización: el 24/08/2022 a las 13:17

Quizás te puede interesar: