Iniciar sesión


Diez consejos para una inolvidable noche de bodas

Lunes, 14 Abril 2014
Valora este artículo
(0 votos)
Decálogo para disfrutar después de la celebración de vuestro gran día.

Después de vivir el día más especial de su vida, todo el mundo espera que la noche sea la guinda del pastel. Antiguamente, y en otras culturas, la noche de bodas tenía un marcado protocolo también. Ahora, no es que debamos cumplir ningún rito pero existe muchas expectación y queremos que ese momento nos colme de alegrías y sea puro romance y pasión.

La Imaginería Fotos

Para que esto ocurra y no comencéis el matrimonio con sentimientos frustrados y malas caras, os traemos unos consejos.

1.- Acuerdos. De la misma forma que organizáis vuestra boda, también debéis organizar vuestra noche de bodas. Hablad sobre aquello que más os gustaría, qué esperáis de ese momento y cómo os gustaría pasarlo. Buscad un punto de acuerdo y aseguraos de que ambos estáis en sintonía con esa idea.

2.- El lugar. Valorar las posibilidades, la cercanía, la comodidad y los servicios.

3.- Sin planes. Dependiendo del lugar, la hora, la luna de miel, la familia, vuestro estilo de vida o el tipo de boda que estés planeando puede que andéis justos de tiempo. Intentad por todos los medios que el día después de la boda sea sólo para vosotros. Completo, con sus 24 horas, pero sin relojes que os marquen la rutina del día después.

4.- Coqueteos. No os olvidéis el uno del otro durante la boda. Coquetead, flirtead, conquistaos y mantened la llama encendida. Tendréis muchos compromisos y gente a la que atended pero los besos, las caricias y las muestras de amor en vuestro gran día harán que las emociones estén al limite y estéis deseando estar, al fin, a solas.

5.- Ambiente. Estéis donde estéis, dedicad un momento a hacer el lugar aún más bonito y agradable. Si estáis en un hotel o espacio con servicio, ellos se podrán encargar de todo, si estáis en casa o la celebración ha sido en una masía, caserío o finca privada, acordaos de llevar velas, aromas, música, detalles que os gusten a ambos, champagne, fruta... y, ¿por qué no? jueguetes eróticos para más tarde. Podéis empezar la noche con un baño compartido o algo que os relaje y os calme un poco el cansancio.

6.- Emociones. Tomaos un momento para hablar y compartir impresiones. Vuestro día ha estado cargado de grandes momentos, bonitas sorpresas, bellas palabras... Revivid esos instantes e intercambiar vuestra percepción de aquello que más os ha emocionado.

7.- Lencería. Añade algo de chispa a la noche con alguna prenda especial, diferente y sexy.

8.- Con calma. Poco a poco. Con muchos besos, mucho amor...

                         Cabezas Fotógrafo

9.- Realismo. Bajad las expectativas de la noche. Ha sido un día bonito, pero duro. Estáis cansados y han sido muchas horas te tensión, nervios y emociones. Lo normal es que hayan pasado casi 24 horas desde que todo comenzó, asi que estaréis exhaustos. No tiene por qué ser la mejor noche de vuestra relación.

10.- Disfrutad. No importa lo que pase. Si hay sexo, si os dormís, si sólo os quedáis charlando y relajándoos, lo importante es vivir el momento. Tenéis el día entero por delante. En realidad, tenéis la vida entera por delante. La noche de bodas no predice nada de vuestro matrimonio y serán infinitas las ocasiones para celebrar la pasión en pareja.

Manu Díaz Fotografía Emotiva

Visto 334 veces