Iniciar sesión


Los millennials también tienen su luna de miel personalizada

Miércoles, 15 Enero 2020
Valora este artículo
(0 votos)

Hoy hablamos de una generación de la que seguro habrás oído hablar. Los millennials... y tambén se casa. Para ellos ha nacido lo que se llama las “manymoons”. Un nuevo concepto para la luna de miel cuyo objetivo principal es viajar por el mundo cada vez que puedan. Te contamos qué es.

La generación millennial (nacidos entre el 1981 y el 1993) se caracteriza, entre otros aspectos, por haber cambiado la manera de hacer las cosas y los recién casados ya no quieren la clásica luna de miel, y por lo tanto, no buscan ya los típicos destinos en los que estar una semana de aventura y una semana de relax. 

El concepto de luna de miel ha ido evolucionando y cambiando con los años. Ahora se lleva un lugar exótico que, además de grandes paisajes y aventuras, ofrezca distintas alternativas para disfrutar como nunca. 

De este fenómeno surge el término “Manymoons”. El objetivo es hacer más viajes pero menos largos. Los hacen en tiempo récord y durante diferentes momentos del año. De este modo, sienten que cumplen con su agenda laboral y se sienten motivados en sus travesías que satisfacen el espíritu viajero que les caracteriza. Por ejemplo, pueden elegir un viaje rápido a un destino como Disneyland y un mes después emprender una aventura a Tailandia. Un par se semanas después decidirán viajar a Perú o a Colombia, para terminar en aquel Festival de Música en Bélgica al que siempre soñaron con asistir y aprovecharán el paso por Europa para visitar París y la Sagrada Familia en Barcelona.

150a957ed006a557616cbc39e42ab294

Así, en este recorrido no pueden faltar las nuevas experiencias y aventuras. Dos de sus imprescindibles para la luna de miel son sentirse activos y desconectar de su día a día, así que optan por realizar alguna práctica de deporte propio de la geografía del destino elegido.

Los novios millennial son también amantes de la naturaleza y por eso siempre buscarán en sus destinos parques naturales, cascadas, selvas, lagunas o montañas que completen su plan eco. Pero no todo es actividad, ya que también quieren sus momentos de paz. Al final llega el momento de relajarse y de disfrutar el uno del otro, así que los novios reservan también, tiempo para vivir momentos románticos.

Buscan destinos donde realizar cenas inolvidables a la luz de las velas, baños en aguas cristalinas durante el atardecer, o paseos de la mano por extensas playas paradisíacas.

b9a1e929252a626d92f67862abb81217

 

Visto 279 veces Modificado por última vez en Miércoles, 15 Enero 2020 20:32